Hikam ilahiyya حكم إلهيّة

febrero 9, 2010

Bendición sobre el Profeta en la que se alude a su naturaleza oculta (al-sigat al-mutalsama) de Ibn Arabi (ob. 638/1240)

A continuación traducimos una de las oraciones atribuidas a Ibn ʻArabī en la que se invoca la bendición sobre el Profeta. El texto de esta bendición describe el proceso de manifestación de la Realidad Muḥammadī desde el secreto divino hasta el retorno humano al lugar de la eternidad sin fin. En primer lugar, alude a los diversos niveles en el interior del secreto divino: esencia no manifestada, luego infinita y perfecta. Alude, a continuación, al proceso de manifestación de la belleza en el mundo divino y su correspondencia con la unión íntima en el mundo humano. Menciona también el retorno de lo humano al lugar de la permanencia (baqāʼ), siendo él mismo, sas, lo eternamente permanente en el ser humano; si bien puede entenderse también como el lugar desde el cual se disemina la revelación. Y por último, alude a su función mediadora, sas, que posibilita vincular al centro divino la dimensión humana que mora en la separación.

La traducción se ha basado, a falta de una edición crítica, en la edición que aparece en las Rasāʼil de Ibn ʻArabī publicadas en Dār al-maḥaŷŷat al-bayḍāʼ,[1] mientras que la única variante respecto a la edición se ha apuntado en nota. Hay diferentes versiones publicadas con algunas variantes entre ellas. Los manuscritos con contenido devocional suelen presentar diferencias notables, dada la gran difusión de la que gozaron. Al mismo tiempo, suele ser muy difícil trazar una genealogía de las variantes, por lo que, en este caso, el texto utilizado no pretende ser, en modo alguno, definitivo. Para elegir la versión nos hemos guiado por el contenido más que por la colación de las variantes de las diferentes versiones a nuestro alcance.

No conocemos ninguna traducción de este ṣalawāt a ninguna lengua occidental. Así pues, nuestra traducción no ha sido cotejada con ninguna otra posible traducción.

Esta invocación de la bendición sobre el Profeta suele recitarse antes del Ḥizb al-Dawr al-aʻlà.

Versión en pdf pdficon_small1

Ṣalāt al-ṣīgat al-muṭalsama

اللهمّ صلّ على الذَات المطلسم،

¡Allāhumma!, ṣallī ʻalà ‘ḏ-ḏāti ‘l-muṭalsam,

¡Dios mío!, bendice a la esencia oculta,

والغيب المطمطم،

wa-‘l-gaybi ‘l-muṭamṭam,

a la realidad no-manifestada (gayb)[2] inmensa,

والكمال المكتّم،

wa-‘l-kamāli ‘l-mukattam,

a la perfección escondida,

لاهوت الجمال،

lāhūti ‘l-ŷamāl,

al mundo divino (lāhūt) que esplende la belleza,

ناسوت الوصال،

nāsūti ‘l-wiṣāl,

al [aspecto del] mundo humano (nāsūt) [cuya característica propia es] la unión íntima (wiṣāl) [con el Amado],

طلعة الحق،

ṭalʻati ‘l-ḥaqq,

a la faz de la Verdad,

هوية إِنسان الأَزل،

huwiyyati insāni ‘l-azal

a la ipseidad del ser humano [que habita] la eternidad sin fin (azal)[3]

فِي نشر من لم يزل،

fī našri man lam yazal

en la resurrección (našr; tb. difusión, revelación)[4] [cuya característica es la eternidad] propia de Aquel que no cesa,

من أقامت[5] به نواسيت الفرق في طريق الحقّ،

man uqāmat bi-hi nawāsītu ‘l-farqi fī ṭarīqi ‘l-ḥaqq,

a aquel por cuyo medio los mundos humanos [caracterizados por] la separación son establecidos en el camino de la Verdad,

بقاب ناسوت الوصال الأقرب،

bi-qābi nāsūti ‘l-wiṣāli ‘l-aqrab.

en la distancia (qāb) más próxima[6] [entre el Amado y el aspecto del] mundo humano [cuya característica propia es] la unión íntima [con Él].

صلّ اللّهمّ بِه منه فيه عليه وسلّم

Ṣalli – Allāhumma – bi-hi min-hu fī-hi ʻalay-hi wa-sallim.

Derrama Tus bendiciones y Tu paz – oh Dios mío – por medio de él, a partir de él, en él y sobre él.


[1] Ibn ʻArabī, Maŷmūʻat rasāʼil Ibn ʻArabī, 3 Vols. (Beirut: Dār al-maḥaŷŷat al-bayḍāʼ, 2000), I 651.

[2] En algunas versiones, puede encontrarse gayṯ con el significado de ‘nube de abundante lluvia’ en lugar de gayb.

[3] Azal designa la eternidad sin fin, sin que ello determine si tiene principio o no. Contrasta con abad o la eternidad sin principio.

[4] Alusión tanto a la difusión de las luces de la Revelación como al retorno en la permanencia (baqāʼ) tras el fanāʼ.

[5] Corrijo qāmat de la edición por uqāmat según algunas variantes de esta oración al entender que el verbo concuerda con nawāsīt y debe estar, por tanto, en voz pasiva.  

[6] Alusión a la ascensión celeste del Profeta, sas, y en especial a Corán 53:9. Qāb significa la distancia entre la punta de un arco y su centro; es decir el radio de un arco. Por tanto, al-qāb al-aqrab alude al radio de un arco infinitésimo (lit. el más próximo), de tal manera que el círculo que contiene el arco es infinitesimalmente próximo al centro, pero ya distinto de él. Así pues, este verso alude al espacio mediador entre el Lāhūt, que esplende (lāha) la belleza, y el aspecto del nāsūt orientado hacia la unión. Del mismo modo, la figura que describe es la propia del Sol en el simbolismo astrológico: €.

Versión en pdf pdficon_small1

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: